/Histórico fallo contra las fumigaciones terrestres en Zenón Pereyra. HABLAMOS CON GUILLERMO ZUVINICAR, CORRESPONSAL DE 5RTV.

Histórico fallo contra las fumigaciones terrestres en Zenón Pereyra. HABLAMOS CON GUILLERMO ZUVINICAR, CORRESPONSAL DE 5RTV.

En la localidad de Zenón Pereyra habitan unas 2000 personas; como en muchas de las localidades del interior santafesino, los campos colindan con la zona urbana. Y así es el caso de una familia que vive en la última cuadra del pueblo, frente a un campo, y pidió un recurso de amparo para las fumigaciones terrestres.

En un fallo judicial de segunda instancia, la cámara de apelaciones estableció la prohibición de fumigaciones terrestres en 1000 mts. de distancia entorno a la casa de esta familia. Esta apelación se da tras un primer falló del Juzgado Civil y Comercial de San Jorge que había determinado la prohibición de fumigaciones a sólo unos 500 mts. en el año 2017.

Guillermo asegura que “es un falló histórico porque es la primera vez que se determinan 1000 mts. de prohibición. Aquí en la región hay antecedentes como el famoso Fallo San Jorge que había determinado 800 mts. en torno al Barrio Urquiza… Ha habido otros fallos que determinaron 500 mts. también”.

Esta causa se inició en el año 2014, cuando Norberto Bassi, vecino de Zenón Pereyra plantea la demanda. El damnificado asegura que mientras el trabajaba en su taller en el patio de su vivienda sintió el ruido del aplicador y como las gotas del producto con el que fumigaban en el campo de en frente caía en su cara. Esto le provocó un problema de salud y desde allí inició la demanda. En noviembre del 2017 el Juzgado Civil y Comercial de San Jorge dictó el primer fallo determinando la prohibición de fumigaciones terrestres a 500 mts. de distancia del hogar de Bassi, y hace unos días se conoció este segundo fallo que no sólo ratificó el primero, sino que amplió la restricción al doble de distancia.

La abogada que patrocinó la causa, Dra. Eugenia Bossio, especializada en cuestiones ambientales, también destacó la importancia del fallo porque sirve como precedente para cualquier otro santafesino que necesite hacer este mismo pedido en caso de vivir en las zonas periurbanas. Además este fallo tiene en cuenta el principio precautorio y la progresividad, determinando cada vez mayor distancia de las fumigaciones de los sectores urbanos.