Actualidad, Regionales, salud

Más control: para entrar a San Francisco se exigirá un “pasaporte sanitario”.

A partir de hoy lunes el municipio solicitará un test negativo de Covid-19 para quienes quieran ingresar a la ciudad. La medida generó inquietud entre los trabajadores de empresas, frigoríficos y campos. Los gremios consideran que son los empleadores quienes deberán pagar la prueba que en los laboratorios privados cuesta entre $3000 y $4.800. Podría haber excepciones.

San Francisco no está invicto de coronavirus -con unos 40 positivos desde que inició la pandemia y ninguna muerte-, pero está muy lejos de las principales urbes de Córdoba en cuanto a la tasa de contagios. Incluso, tiene una situación más controlada que localidades de mucho menor población, y quiere seguir así.

Por eso, cuidará incluso más sus fronteras: puntualmente, desde ahora quienes quieran ingresar a la ciudad deberán contar con un test con resultado negativo de Covid -19.

La medida generó airados reclamos de parte de amplios sectores de la comunidad, sobre todo de aquellos que se verán directamente afectados entre los que se encuentran empresas, productores rurales, trabajadores, profesionales, entre otros.

Los primeros en hacer público el desagrado por la medida fueron los abogados a través de un comunicado del colegio que los agrupa.

La medida no cayó del todo bien en el gremio de la carne y en la UOM que manifestaron que los trabajadores de frigoríficos e industrias metalúrgicas se verán directamente afectados ya que a diario entran y salen de la ciudad y deberán pagar por la prueba rápida en un laboratorio privado, aunque consideran que debería ser el empleador el que se haga cargo del gasto.

También el campo reconoció preocupación. “Los productores agropecuarios entramos y salimos de la ciudad varias veces al día”, alegaron desde la Sociedad Rural para visibilizar que la medida los perjudica.

Si bien trascendió que todos quienes ingresen deberán presentar un test negativo de covid, la medida contemplaría algunas excepciones.

Cabe aclarar que se trata de una decisión del municipio, ya que los gobiernos locales tienen la potestad de definir medidas para cuidar sus fronteras. En este caso, no intervino el Centro de Operaciones de Emergencias (COE).

Quienes tengan que hacer estos testeos por fuera del sistema público, deben pensar en una inversión que oscilará entre los $3.000 y los $4.800, según un relevamiento de LA VOZ DE SAN JUSTO en las clínicas y laboratorios privados.

En todos los casos, la validez del resultado es de 3 días, se requiere turno previo y el costo no es cubierto por las obras sociales.

 

Fuente: La Voz de San Justo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *