Actualidad

Cuando lo imposible se hace posible.

HABLAMOS CON NATALIA, LA MAMÁ DE EMMITA.

La conmovedora historia de Emmita y sus papás tomó relevancia pública cuando el influencer Santi Maratea encabezó una campaña en redes sociales que movilizó a todo el país y logró recaudar en apenas 10 días los 2.000.000 de dólares necesarios para comprar el medicamento que necesita la niña.

Emma es una beba que padece atrofia muscular espinal (AME) y necesita comprar el medicamento más caro del mundo, llamado Zolgensma, ya que éste le dará la oportunidad de crecer fuerte. El medicamento se aplica una sola vez, ya que al ingesar al organismo bloquea la enfermedad y hace que el gen N1 funcione normalmente.

En comunicación con Oxigeno Natalia, la mamá de Emmita, nos contaba que durante el embarazo y las primeras semanas de vida de la beba todo trancurrió de manera normal. Pero con el apsar de la semana y los meses ellos empezaron a notar que le resultaba difícil sostener su cabeza, por lo que luego de varias consultas con su pediatra decidieron realizar una consulta con una kinesiologa y ella fue quien le recomendó consultar con un neurólogo.

Así fue como en agosto del 2020 comenzaron a realizarle los estudios a Emma y le diagnosticaron atrofia muscular espinal a Emma, una enfermedad se transmite hereditariamente cuando los padres portan el gen y en este caso, tanto Natalia como Enzo, el papá de la niña, son portadores.

Pero en noviembre de ese mismo año la beba se broncoaspiró y al llegar al hospital sufrió un paro cardíaco y debió quedar internada. En ese momento la niña no podía respirar por si sola, por lo que debieron realizarle una traquiotomia. En ese momento fue cuando sus padres decidieron comenzar con la campaña para recaudar los fondos necesarios para comprar el medicamento que le permitiría mejorar su vida.

A finales del año pasado su madre creó una Fanpage y una perfil en Instagram, pero nunca se imaginó que el caso iba a tomar esta gran dimensión: sus primeros 30.000 seguidores fueron quienes hicieron llegar el caso al influencer Matias Maratea y el, luego de pensarlo mucho y de consultarlo con algunos medios, contacto a la familia y se puso la campaña al hombro.

Así fue que a través de sus redes sociales y con un fuerte impulso logró hacer de este caso, una historia de inspiración, donde lo que en algún momento se creía imposible, logró concretarse y volverse realidad.

Ya con el dinero recaudado, sus papás pudieron comenzar con todos los estudios y procedimientos para solicitar a Holanda el medicamento para Emma. Natalia cree que para fines de abril o principio de mayo, su hija podría estar recibiendo la dosis necesaria para mejorar su vida.

Pero esta no es la única gran noticia, sino que además el apsado domingo, finalmente el ANMAT autorizó que los médicos del país puedan preescribir este medicamento en los caso que el paciente lo requiera.

Natalia nos decía: “Yo creo que Emma vino a marcar un antes y después… Hizo que muchos argentinos se unieran por una causa…”. Y así es como con esperanza, perseverancia y mucho amor, lo imposible se hace posible.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.